fbpx
Beneficios De Las Almendras en la Nutrición

Beneficios De Las Almendras en la Nutrición

Tabla de Contenido

Las almendras tienen muchos beneficios asombrosos para la salud, como bajar la presión arterial y controlar los niveles de azúcar y colesterol en la sangre.

Son ricas en grasa, fibra, magnesio y vitamina E, y también alivian los trastornos cardíacos y cerebrales, el estreñimiento, los trastornos respiratorios, la tos, la anemia, y la impotencia.

Las almendras también son excelentes para el cabello, la piel (psoriasis), y el cuidado dental.

¿Qué Son Las Almendras?

Una almendra, a pesar de ser clasificada como una nuez por la mayoría de las personas, es en realidad la semilla del fruto de un almendro.El nombre científico de estas frutas secas es Prunus dulcis y son nativas del Medio Oriente, India y África del Norte.

Las almendras que comemos son en realidad los hoyos de estas frutas, y una vez que se abren, se puede comer la nuez. Esto explica por qué hay tantos nutrientes en estas; justo los necesarios para que una nueva planta crezca.

Las almendras se encuentran en lugares como Irán, Arabia Saudita, Líbano, Turquía, Siria, Jordania e Israel. El sabor de las almendras varía de dulce a amargo, y ambas están fácilmente disponibles en los mercados.

Las almendras dulces son comestibles, mientras que las amargas se usan para hacer aceite, un aceite común que se usa para agregar sabor a los alimentos.

¿Cómo Comer Almendras?

-Las almendras se pueden consumir de varias maneras, incluidas las siguientes:

  • La leche de almendra es una bebida deliciosa y es una alternativa a la leche de vaca.
  • Rellene su yogur o avena con estas nueces saludables.
  • Triture en una deliciosa mantequilla de almendras, agregue sal y hornéelas para reemplazar la comida chatarra.
  • Inclúyelas en tus batidos de proteínas o vegetales.
  • Cubra una ensalada con estas nueces.
  • Las almendras trituradas también son una guarnición maravillosa para varios platos.
  • Espolvoréalas por encima de tu pizza.

Beneficios De Las Almendras

1 – Antioxidante y Vitamina E

Su cuerpo tiene muchos componentes que se suman a la salud general, incluida la alcalinidad de los sistemas.

Las almendras son una gran fuente de materiales alcalinos, y se sabe que esto beneficia la fortaleza del sistema inmunológico, además de aumentar la capacidad de prevenir enfermedades y diversas afecciones de salud.

Junto con la contribución de las almendras a los niveles alcalinos, también tienen un alto contenido de vitamina E, que es un poderoso antioxidante.

Los antioxidantes buscan todos los radicales libres dañinos en el cuerpo y los elimina, ya que promueven enfermedades crónicas y pueden ser peligrosos para los órganos del cuerpo.

2 – Regulan la Presión Sanguínea

Una investigación realizada por un equipo de médicos, incluido David J.A. Jenkins y Cyril W.C. Kendall, revela que el potasio y el sodio presentes en las almendras ayudan a regular la presión arterial.

Los otros nutrientes también mantienen el cuerpo equilibrado en términos de necesidades esenciales, lo que puede prevenir muchas deficiencias. Las vitaminas y los minerales equilibrados son esenciales para un estilo de vida saludable, pero si se descuidan ciertos elementos, todo el cuerpo se ve afectado, lo que produce ansiedad, estrés y aumento de la presión arterial.

3 – Normalizan el Nivel de Colesterol

El consumo regular de almendras ayuda a aumentar las lipoproteínas de alta densidad, es decir, los niveles de colesterol HDL y reduce las lipoproteínas de baja densidad, es decir, los niveles de colesterol LDL.

Este equilibrio es vital para un nivel de colesterol saludable, y una reducción del colesterol LDL siempre es algo bueno.

4 – Asisten en la Pérdida de Peso

Los estudios han revelado que una dieta rica en almendras y baja en calorías es buena para que las personas con obesidad ayuden a perder su exceso de peso.

Los estudios también han demostrado que aquellos que consumen almendras (al menos dos veces por semana) tienen muchas más probabilidades de permanecer en su peso ideal, en lugar de las que rara vez o nunca consumen almendras y sufren fluctuaciones de peso.

  • Si está intentando bajar de peso, puede usar leche de almendras sin azúcar.
  • La grasa monoinsaturada contenida en las almendras satisface el apetito y evita comer en exceso.
  • La fibra dietética en almendras también contribuye a la sensación de estar lleno, a pesar de comer solo una pequeña cantidad.

Finalmente, la fibra contribuye a los movimientos intestinales constantes, lo que ayuda a perder peso y a la salud general del cuerpo a través de la eliminación de toxinas.

5 – Ayudan a Prevenir el Cáncer

Mejoran el movimiento de los alimentos a través del colon, evitando así la acumulación y el posterior cáncer de colon. El National Cancer Center ha realizado una extensa investigación sobre el vínculo entre las dietas ricas en fibra y un riesgo reducido de cáncer de colon.

Una investigación presentada en la Universidad de Colima, Colima, México, revela «el efecto protector del consumo de maní, nuez y almendra en el desarrollo del cáncer de mama».

Según los resultados del estudio, «las almendras redujeron significativamente el riesgo de cáncer de mama entre 2 y 3 veces».

Una revisión sistemática dirigida por L. Wu, Mayo Clinic, sugiere que tanto las nueces como la almendra tienen propiedades anticancerígenas y pueden ayudar a disminuir el riesgo de cáncer. Sin embargo, se necesita más evidencia científica e investigación.

6 – Puede Prevenir Enfermedades del Corazón

Las grasas monoinsaturadas, las proteínas y el potasio contenidos en las almendras son fundamentales para proteger la salud del corazón.

La vitamina E es un antioxidante eficaz y también reduce el riesgo de enfermedades cardíacas, mientras que la presencia de magnesio en ellos puede ayudar a evitar los ataques cardíacos.

Ayudan a reducir la presencia y el impacto de las proteínas C reactivas (PCR) que causan una inflamación que daña las arterias.

También son una gran fuente de ácido fólico. Por lo tanto, ayudan a reducir el nivel de homocisteína, que causa la acumulación de placa grasa en las arterias.

7 – Mejoran la Salud del Cerebro

Las almendras son una fuente rica de muchos nutrientes que ayudan en el desarrollo y la salud del cerebro humano.

Se han conectado a un nivel intelectual más alto y durante mucho tiempo se han considerado como un alimento esencial para los niños en crecimiento.

Estas frutas secas también contienen dos nutrientes vitales para el cerebro, la riboflavina y la L-carnitina, que se ha demostrado que aumentan la actividad cerebral, lo que produce nuevas vías neuronales y una menor incidencia de la enfermedad de Alzheimer.

Los estudios han demostrado que la almendra, así como el aceite de almendra, es nutritivo para la salud general y el funcionamiento del sistema nervioso.

8 – Aumentan la Salud Ósea

Las almendras son una fuente fantástica de muchas vitaminas y minerales, ¡y el fósforo definitivamente se cuenta entre ellas! el fósforo puede tener un impacto considerable en la resistencia y la durabilidad de los huesos y los dientes, al tiempo que previene la aparición de afecciones relacionadas con la edad, como la osteoporosis.

Según una investigación realizada en el Departamento de Ciencias de la Nutrición, en la Facultad de Medicina de la Universidad de Toronto, «el consumo de almendras se ha asociado con una mayor densidad mineral ósea».

9 – Incrementa la Protección de la Piel

Los beneficios de las almendras con respecto a la salud de la piel son bien conocidos, y los masajes con aceite de almendra a menudo se recomiendan para los bebés recién nacidos.`

La leche de almendras también se agrega a algunos jabones, debido a su reputación bien establecida para mejorar el aspecto de la piel.

La investigación también se relaciona con los beneficios de los aceites de almendra en casos de dermatitis de la mano y otras enfermedades de la piel.

10 – Reduce Las Inflamaciones

Muchas personas piensan que la palabra «grasa» significa algo negativo, pero de hecho, ciertos ácidos grasos son esenciales y pueden ser muy beneficiosos para la salud en general.

El cuerpo no puede crear sus propios ácidos grasos, por lo que necesitamos obtenerlos de fuentes dietéticas.

Tienen dos ácidos grasos muy importantes, tanto linoleico como linolénico.

Estos ácidos grasos ayudan a reducir la inflamación en todo el cuerpo, que es una condición general que sufren muchas personas.

Los ácidos grasos también ayudan a reducir los niveles de colesterol LDL, y promueven una piel y cabello saludables.

11 – Aumentan la Producción de Energía

La presencia de manganeso, cobre, y riboflavina en las almendras ayuda en la producción de energía y la tasa metabólica.

Una investigación realizada en la Universidad de Purdue revela que si estás en movimiento, un puñado de almendras pueden ayudarte a pasar el día sin llenarte de calorías o grasa.

12 – Buenas Para el Embarazo

Las almendras contienen ácido fólico, que ayuda a reducir la incidencia de defectos de nacimiento en los bebés recién nacidos.

También estimulan el crecimiento celular sano y la formación de tejidos.

Los defectos del tubo neural son condiciones en las que el tubo neural está poco desarrollado o está parcialmente ausente en el feto.

Los médicos recetan regularmente suplementos de ácido fólico a las mujeres embarazadas para garantizar el correcto desarrollo del tubo, tienen suficiente como para mantener a las madres y sus bebés sanos.

13 – Previenen el Estreñimiento

Según Medline Plus, las almendras son ricas en fibra y, como la mayoría de los alimentos ricos en fibra, ayudan a prevenir el estreñimiento.

Sin embargo, también es importante beber una cantidad significativa de agua al comer almendras para acelerar el proceso digestivo y los efectos beneficiosos de la nuez.

Ni siquiera necesita comer una cantidad excesiva, la cantidad de fibra en 4 o 5 almendras es suficiente para mantener su digestión y evacuaciones regulares.

Efectos Secundarios de las Almendras

Al igual que cualquier otro alimento, estas nueces también tienen sus inconvenientes.

Contienen oxalatos, y el exceso de oxalatos puede causar la cristalización, lo que puede llevar a una gran cantidad de problemas diferentes.

Las personas con problemas de riñón o vesícula biliar deben evitar comer almendras.

Las almendras crudas son muy buenas para usted, pero como con todo lo demás, la moderación es la clave.

El contenido mineral es impresionante y puede ayudarlo con todo, desde la osteoporosis hasta la función cognitiva.

De manera similar, el contenido de grasa puede ser alto, pero gran parte de eso está en forma de grasas «buenas».

Dicho esto, comer demasiados de estos frutos secos puede aumentar los niveles de grasa «malos», y el recuento alto en calorías también es algo que debe desconfiar. Las almendras amargas también contienen cianuro y uno debe evitar comer demasiados.

Si no está seguro de si puede o no agregar las almendras a su dieta, comuníquese con nosotros.

Analizaremos si dentro de sus hábitos alimenticios es necesario añadir las nueces y le daremos las mejores recomendaciones para que pueda combinarlas con sus comidas. De click sobre el siguiente botón de llamada para contactarnos.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Completa el formulario e inicia ahora

OFERTA ESPECIAL

5%
OFF

Favicon

¡Escribe tu correo electrónico y obtén tu descuento!

Accede a tu cuenta

Introduzca su usuario y contraseña

Acceder